READING

Uso del porómetro para medir estrés hídrico en vid...

Uso del porómetro para medir estrés hídrico en vides


Por Arturo Calderón, Investigador U. de Chile y PhD UC Davis

Recientemente recibí un llamado telefónico de un viticultor chileno quien deseaba conocer un poco más sobre las ventajas de los nuevos porómetros disponibles en el mercado para medir estrés hídrico en vides.

Su consulta no fue una sorpresa, pues desde hace ya algunos años, varios productores de uva en California, al igual que en Chile, han comenzado a emplear esta herramienta para estimar el mejor momento de riego en sus viñedos

En términos sencillos, el porómetro es un instrumento que determina la facilidad con la que las hojas transpiran, lo que se conoce como conductancia estomática. Cuando las vides, u otros cultivos frutales, se encuentran en una situación de estrés hídrico, se produce una disminución de la conductancia estomática que también reduce la perdida de agua por transpiración.

Comparada con la bomba de presión, el cual es el método más comúnmente utilizado para medir el estado hídrico en vides y huertos frutales (ver video tutorialAQUI) , la medición con el porómetro es más rápida y sencilla pues en su modo de medición automática este instrumento es capaz de dar una lectura en tan solo 30 segundos.

Las mediciones de conductancia estomática con el porómetro suelen estar muy relacionadas con las de potencial hídrico de la hoja con la bomba de presión, lo que indica que ambos métodos pueden determinar de manera similar diferencias en el estado hídrico de las plantas.

Adicionalmente, uno de los principales atributos de los nuevos porómetros es su portabilidad. Mientras estos instrumentos son livianos y pequeños, las bombas de presión son relativamente pesadas y difíciles de transportar pues requieren, en su gran mayoría, de un tanque externo con gas a presión.

Si bien la conductancia estomática de las hojas puede ser considerada como un buen indicador fisiológico del estado hídrico de la planta, esta medición es mucho más sensible a cambios en las condiciones medioambientales (luz, temperatura, humedad y viento) que las mediciones de potencial hídrico.

La alta dependencia de la conductancia estomática a los cambios medioambientales puede afectar la interpretación de resultados en sitios donde las condiciones climáticas son muy variables.

Por este motivo, los valores de conductancia estomática obtenidos en una localidad no necesariamente representan el estado hídrico de viñedos o huertos ubicados en otras zonas geográficas.

Pese a esto, en California, el conocido consultor vitivinícola Dr. Mark Greenspan ha publicado algunos rangos de conductancia estomática para distintos niveles de estrés en vides para vino que pueden servir como valores de referencia general para quienes han comenzado a utilizar este instrumento.

Valores de conductancia estomatica      Interpretacion de resultados
Entre 300 y 500 mmol/m2s                                     Conductancia de “lujo”,                                                                                                                      transpiracion excesiva, disminuir                                                                                                  riego.
Entre 200 y 300 mmol/m2s                                    Rango promedio “normal”.
Entre 150 y 200 mmol/m2s                                     Estres hidrico level.
Entre 100 y 150 mmol/m2s                                     Estres hidrico moderado.
Entre 50 y 100 mmol/m2s                                       Estres hidrico.
Entre 0 y 50 mmol/m2s                                            Estres hidrico severo, regar.

Fuente: http://www.advancedvit.com/Using_the_leaf_porometer_in_grapes.pdf
Adicionalmente, las mediciones de conductancia estomática suelen ser más variables, y por ende, se requiere de un mayor número de muestras que las de potencial hídrico para determinar el nivel de estrés del viñedo.
Aunque los nuevos porómetros puedan ser considerados como una opción atractiva para reemplazar a la bomba de presión debido a su sencillez y portabilidad, la alta dependencia de la conductancia estomática a las condiciones ambientales le confiere a esta medición un nivel mayor de incertidumbre.

Consecuentemente, se recomienda utilizar esta técnica para generar patrones locales del estado hídrico de las vides durante el ciclo de crecimiento mas que para obtener indicadores absolutos del nivel de estrés.

Finalmente, se requiere de mayor investigación en la obtención de valores de referencia (similares a los existentes en la literatura para el potencial hídrico) que puedan ser utilizados comercialmente para estimar el momento de riego sin comprometer la calidad de la fruta y la productividad de los huertos y viñedos.
www.portalfruticola.com


COMMENTS ARE OFF THIS POST